Hay un tiempo asociado al reconocimiento que viene de fuera, otro al reconocimiento que viene de dentro y otro a la transcendencia

Hay un tiempo donde las personas necesitan afirmarse.
Hay un tiempo donde las personas y también las sociedades necesitan afirmarse, igual que hay un tiempo en el que el bebé para su expansión necesita que le miren y telepáticamente conectar con la imagen.

Hay un tiempo donde lo importante es “tú eres otro yo”, “yo soy otro tú”, como hay un tiempo donde un recién nacido necesita fusionarse en el juego e interactuar con otras personas. Entonces, que le pongan una barrera y le digan “no juegas” le produce daño y disgusto. Aunque también contiene impulso evolutivo subjetivamente le produce disgusto, hasta que encuentra que su autoexistencia no depende del reconocimiento externo sino interno.

Ahí comienza la nave de Isis o también la Pascua como paso a la libertad.
Muchas personas están ya maduras para ello.
Ciertamente es un momento para recapitular y para reconocerse.

Conectar con el programa interior, o sea reconocer la autoexistencia, también es un paso previo para la sociedad de la estrella. Por eso hay dos o quizá tres momentos cumbre en la experiencia interna. Uno está asociado al reconocimiento que viene de fuera, otro al reconocimiento que viene de dentro, que sería la resonancia, y otro a la transcendencia, donde encontramos al caminante del cielo, la sociedad de la estrella y al quinto castillo como expresión.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s