Expandir la conciencia es similar al logro del oro

Hay un misterio, que es el recorrido invisible que une el uno y el 52. Por supuesto, estamos hablando en código Tzolkin, pero el Tzolkin dirigido a toda la humanidad, o sea, en relación con toda la tierra, no con una pequeña área geográfica.
En este código Tzolkin, el 52 es importante, y desde su frecuencia aparecen contenidos interesantes para los que siguen con interés esta vía evolutiva.

En este Tzolkin el 1 está unido al 52, por ejemplo en los CASTILLOS, que son como escalones dimensionales.
El 52 también va a dar los contenidos de cada AÑO, que se inician con un sello de la familia portal, es decir, habiendo 52 posibilidades de año.
El 52 también aparece en el interior de cada FAMILIA, expresando los 52 “haceres” en los que se introduce cada persona cada año.

Esto es así en lo teórico; el misterio está al bajar a lo concreto, es decir, cuando una persona que nace como dragón 1 completa su experiencia al llegar al guerrero 13.
Esto traduce una experiencia personal, pero también tiene un contenido acerca del arquetipo humano que es importante para todas las personas, y también nos está dando una información, en este caso muy concreta, referente a la materia, al arquetipo de la materia, o sea a la REALIDAD.
Vemos que el fotón, es decir la luz entrando en la materia expresada por el dragón, que incipientemente es el bosón, va a transformarse al final de su recorrido en CONCIENCIA EXPANDIDA.
Entendemos muy bien que el dragón es luz adoptando una forma para cumplir una misión, y en su formulación cuatro o formulación en familia, ese dragón encuentra su misión cuando expande su conciencia y adquiere una conciencia transcendente, formada por luz cumpliendo una misión.

Al mismo tiempo, sabemos con otro lenguaje, más físico y químico, que el átomo tipo contiene un protón y un electrón.
Es decir, esas partículas subatómicas se van a organizar en otra estructura basada en protones, neutrones y electrones, como forma que adoptan para empezar a cumplir esa misión.
Hay un recorrido desde el primer átomo con valores uno, electrón-protón-neutrón, y los átomos cada vez más elaborados, que lleva a esas partículas subatómicas a conformarse, es decir a adoptar la forma expresada por el oro y por el platino, lo cual sucede únicamente en un ámbito que denominamos supernova. De modo que el viaje de la luz cumpliendo una misión, o sea del dragón al guerrero, es similar al viaje del átomo de hidrógeno hasta el átomo de oro, de platino y similares.
Expandir la conciencia es similar al logro del oro, de modo que queda abierta la posibilidad consciente a la conciencia para iniciar ese camino, el camino a la estrella.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s